Tegucigalpa, Honduras (Conexihon).- La agenda gubernamental se impuso por la fuerza y trajo resultados negativos para la prensa hondureña, luego de tres semanas de haberse llevado a cabo el proceso