Tegucigalpa, Honduras (Conexihon).- Un Tribunal Supremo Electoral (TSE), timorato en la entrega de resultados, al menos a nivel presidencial, motivó a las organizaciones que conforman la Mesa Nacional de

Derechos Humanos a señalar este ente encargado del proceso electoral.

Señaló este miércoles el accionar del TSE  "de irresponsable y de actuar con un claro sesgo político en favor del gobernante Partido Nacional".

En conferencia de prensa, la coalición de organizaciones se dirigieron  específicamente al Presidente del TSE, David Matamoros Batson, por presentar “informes parciales a cuenta gotas y con evidente sesgo político, presentando ‘tendencias' que no corresponden a la realidad y que sólo benefician la candidatura del actual Presidente”.

Actualmente la composición del TSE, es representada por tres Magistrados, dos de ellos representan el bipartidismo tradicional, David Matamoros (Partido Nacional), Erick Rodriguez (Partido Liberal) y Saúl Escobar (Democracia Cristiana). Existe una figura del Magistrado Suplente, en esta ocasión representada por Marco Ramiro Lobo (Unificación Democrática).

En la madrugada del lunes 27, Matamoros Batson junto a los otros dos magistrados, dio a conocer el primer boletín de resultados que  favorecían al candidato de la Alianza de Oposición contra la Dictadura, Salvador Nasralla.

“El Tribunal Supremo Electoral (TSE) actuó con irresponsabilidad al incumplir su deber de difundir los resultados electorales del nivel electivo presidencial de forma oportuna, como históricamente se ha estilado, pues no los presentó el día de las elecciones, después de haberlo ofertado para dos horas luego del cierre de urnas; en cambio, lo hizo hasta el día siguiente a la 01:43 de la mañana, generando serias dudas sobre la transparencia con que es administrado el proceso electoral", puntualizaron las organizaciones.

La Mesa de Derechos Humanos y sus organizaciones responsabilizaron al candidato del Partido Nacional mediante fallo judicial y actual presidente, Juan Orlando Hernández, quien “junto a su grupo cercano” está provocando una crisis por su empecinamiento en aferrarse al poder.

Mediante el uso de la fuerza y la consumación de un fraude, pretende reelegirse en un nuevo periodo de cuatro años el candidato Hernández, esto contrario a la voluntad popular, pronunciaron las organizaciones defensoras de los derechos humanos.

En seis puntos, la Mesa Nacional de Derechos Humanos y sus organizaciones miembras, hicieron el llamado a:

1)    A la población hondureña a mantenerse en alerta y defender los derechos políticos en los parámetros que la Constitución de la República y los derechos civiles y políticos universales establecen.

2)    Al Tribunal Supremo Electoral que respete la voluntad popular, que rinda cuentas de forma inmediata ante la población, que brinde todas las facilidades a los partidos políticos en contienda y a veedores sociales para garantizar a cabalidad los resultados del proceso.

3)    A los partidos políticos a respetar la voluntad popular, la cual es innegociable.

4)    A las organizaciones de observación internacional continuar con una observación que les permita verificar efectivamente los procesos de contabilización de resultado para que no haya duda. Que sus conclusiones sean claras y contundentes y no superficiales que favorezcan el fraude.

5)    A las organizaciones internacionales de derechos humanos a mantenerse alerta de nuestras comunicaciones y de las mediciones de país que llevan, para las acciones de solidaridad que correspondan, así como a las organizaciones de derechos humanos nacionales, a seguir con las acciones de defensa de los derechos políticos que competen.

6)    A los países cooperantes y solidarios con Honduras a actuar conforme a la defensa de los principios democráticos con base en los derechos de los pueblos.